Loranca de Tajuña

Emailayto.lorancadetajuna@gmail.com
Teléfono949 29 45 01
Dirección Plaza Mayor, 1 Loranca de Tajuña 19141
AlcaldeEnrique Calvo Montero
Web
Google Maps

HISTORIA:

LORANCA DE TAJUÑA, se sabe que la etimología del vocablo Loranca es prerromana, lo que da indicio de su antigüedad.
Tras la reconquista de la zona a finales del siglo XI, la población perteneció por poco tiempo al común de villa y tierra de Guadalajara y, posteriormente, al alfoz de la villa de Almoguera.

Tras ser objeto de trueque entre la Orden de Calatrava y el rey, finalmente Loranca perdió el realengo al ser entregada en mayo de 1379, como dote de boda por el rey Enrique II de Trastámara a su hija ilegítima María de Castilla, al contraer matrimonio con Diego Hurtado de Mendoza, posteriormente Almirante de Castilla. Tras la muerte del Almirante en 1404 heredó la villa su hija doña Aldonza de Mendoza, condesa de Arjona, y a la muerte de ésta sin hijos, en junio de 1435 se le donó a Luís de la Cerda, conde de Medinaceli.
En 1475 fue objeto de venta a don Iñigo López de Mendoza y Figueroa, primer conde de Tendilla, quien ya ejercía el señorío sobre las vecinas poblaciones de Aranzueque, Armuña de Tajuña, Fuentelviejo y Tendilla. Perteneció a los condes de Tendilla y a sus sucesores, los marqueses de Mondéjar hasta el siglo XVIII.

El segundo conde de Tendilla, don Iñigo López de Mendoza y Quiñones, señor de Loranca, hizo noche en la villa el 5 de noviembre de 1509, con motivo de su último viaje a sus estados alcarreños desde la ciudad de Granada, donde residía en calidad de Capitán General de aquel reino desde su conquista en 1492.

Ya en fecha 2 de diciembre de 1579, los entonces alcaldes ordinarios Pedro Gómez Caballero y Mateo Sánchez declararon a los funcionarios del censo de Felipe II que la villa contaba con 260 casas y vecinos, aproximadamente 1000 habitantes.

La Compañía de Jesús edificó en el punto más alto del valle, encima de la villa el monasterio de Jesús del Monte, a principios del siglo XVII, que alcanzó una próspera existencia de siglo y medio y cuyas ruinas aún presiden el valle.
Entre 1625 y 1656 ejerció de párroco en Loranca Francisco Martínez de Argüello, cuya sobrina doña Úrsula de Argüello casó con el maestro médico Antonio de Murcia y fueron cabeza de una estirpe de médicos, letrados y clérigos muy poderosa en la comarca a lo largo de los siglos XVII y XVIII.

Según el censo del marqués de Campoflorido (1712) Loranca contaba en aquellas fechas con apenas 62 vecinos. La disminución obedeció a la fuerte mortandad de provocada por la hambruna del año 1699 y los saqueos de los ingleses y austriacos en el verano de 1706 durante la Guerra de Sucesión.
También hay constancia de fuerte mortandad en los libros de difuntos de la parroquial de San Pedro Apóstol para el otoño de 1748 y, posteriormente, en el año 1805.

INFORMACIÓN TURÍSTICA RELEVANTE:
Recursos Medioambientales: Pincha aquí
Ruta Alcarria y Embalses: Pincha aquí
Vía Verde I: Pincha aquí
Vía Verde II: Pincha aquí